Vendiendo tortillas niño hondureño mantiene a sus hermanos y continúa estudiando

Honduras, Tegucigalpa.- Aunque la historia se dió a conocer en el año 2014, ha vuelto a tocar corazones  por el gran esfuerzo que realiza el menor por sus hermanos, cuando se quiere, se lucha.

Cristian Steven Chávez Amador es un adolescente de 14 años quien se ha criado toda su vida en la pobreza, vive en una de las comunidades más violentas de Tegucigalpa, Nueva Suyapa y hace seis meses quedó huérfano; su vida gira entorno al trabajo, el estudio y sacar adelante a sus dos hermanos menores: Kevin Orlando de 10 años y Emilson Josué de 7.

En junio de este año falleció su madre, desde entonces para costear sus estudios y mantener a sus hermanos se dedica a elaborar y vender tortillas en su casa, en una pequeña cocina de madera y láminas de zinc.

Cristian también sabe el oficio de barbería, pero como no cuenta con suficiente dinero no puede comprar las herramientas que necesita para montar su peluquería. Aunque el joven dice que realiza una variedad de cortes de cabello, sin una máquina, una silla, un rociador, una secadora, unas tijeras y peines, se complica todo.

Cristian está convencido de que a través del estudio saldrá de la pobreza y podrá ayudar a sus hermanos, como no cuenta con recursos suficientes para asistir al colegio todos los días, se ha matriculado en un centro de educación a distancia donde cursa el primer año de secundaria y asiste a clases todos los sábados de la 1 a las 4 y media de la tarde, mientras que sus hermanos quienes cursan el cuarto y primer grado, lo hacen de lunes a viernes.

Aunque reconoce que su vida no ha sido fácil y ha sido dolorosa, aceptó su realidad y decidió dedicarse a fabricar tortillas porque a futuro se visualiza como “un hombre de bien” por ello no tiene tiempo para los vicios o para una novia, pues su prioridad es seguir estudiando y que sus hermanos lo hagan también.

El oficio de las tortillas lo aprendió de su madre, Lourdes Yamileth Chávez Amador, a quién ayudaba a voltear tortillas desde los siete años de edad, un trabajo que su familia realizaba desde que eran niños, como él, quien junto a sus hermanos fue abandonado por su padre.

Cristian recuerda a su madre con cariño, la considera una mujer ejemplar, dinámica, alegre, humilde y cariñosa. Falleció por una enfermedad el 17 de junio y confiaba en poder estar sana si tomaba el medicamento, por lo que adquirió una deuda que el joven paga actualmente con lo que sobra de su venta de tortillas.

El adolescente vive junto con 9 parientes más: hermanos, primos y tíos, considera la posibilidad de construir una casa para él y sus hermanos, sin embargo, fue estafado por un supuesto voluntario de una organización de beneficencia llamada “Manos Solidarias”, junto con otras 34 personas. Le robaron alrededor de mil 142 pesos mexicanos, en lempiras hondureñas fueron mil 800.

Para ganarse 200 lempiras o 126 pesos, tiene que fabricar 900 tortillas al día. Su ingreso bruto de producción es de 360 lempiras, a lo cual se le tiene que restar la inversión en maíz, leña y el pago del molino para la fabricación de la masa.

El muchacho afortunadamente es muy querido en su comunidad y cuenta con el apoyo de sus tías Olga y Tata. Pese a su corta edad no cree en los discursos políticos y confía en que una buena oportunidad le ayude a instalar sus barbería, además planea enseñarles a sus hermanos el trabajo para evitar que el ambiente de violencia los engulla.

Un maestro da una golpiza a un alumno en EE.UU (VÍDEO)

Un maestro de secundaria de California (EE.UU.) ha sido detenido este viernes después de que se difundiera un video en el que aparece golpeando a uno de sus estudiantes, que, supuestamente, le lanzó insultos racistas en clase.

Las imágenes muestran a Marston Riley, maestro de música de 64 años, propinándole puñetazos al estudiante, de 14 años, durante una clase en el Maywood Academy High School. Otros alumnos y una mujer vestida con un chaleco amarillo brillante intentan intervenir en la pelea.

Los estudiantes que presenciaron la escena contaron a los medios locales que la pelea estalló después de que Riley le pidiera al alumno que saliera de clase porque no llevaba el uniforme adecuado. El menor se negó y respondió con “una diatriba de comentarios racistas”, recoge CBS Los Angeles.

El alumno, que fue hospitalizado con lesiones de carácter moderado, ya ha sido dado de alta, según el Departamento del Sheriff del Condado de Los Ángeles. Por su parte, Riley fue liberado el sábado tras pagar una fianza de 50.000 dólares y tendrá que comparecer ante la corte el próximo 30 de noviembre. Mientras tanto, las autoridades siguen investigando el suceso.

Después de ver el video los padres de los alumnos se declaran indignados. “Creo que hay que hacer algo. Eso está fuera de control”, indicó uno de ellos.

“Ningún maestro debe tener que soportar el abuso verbal”
Mientras tanto, los partidarios del profesor han creado una página en GoFundMe con el objetivo de recaudar fondos para sufragar sus gastos legales, habiendo reunido ya más de 20.000 dólares. La promotora de la iniciativa, que trabajó en la misma escuela hasta el pasado mes de junio, asegura que no es la primera vez que Riley “es atacado física o verbalmente”. Asimismo, lo califica de “gran persona y gran maestro” y asegura que se ha ganado “el respeto de muchos maestros, personal y estudiantes”.

Algunos donantes argumentan en sus comentarios que los profesores también “necesitan seguridad y que ningún maestro debe tener que soportar el abuso verbal”, añadiendo que el estudiante “también debería haber sido arrestado”, junto con sus padres.

Otra comentario sostiene que la falta de respeto hacia los profesores es intolerable y que “no se debe esperar que sean sacos de boxeo”. “La cultura del mal comportamiento en las escuelas en EE.UU. ha alejado el trabajo del profesor del enfoque en el contenido” hacia “la gestión del comportamiento”, se lamenta la usuaria, añadiendo que “ningún maestro debería tener que tratar regularmente con niños que se comportan de esa manera”.

Con información de RT.

NIÑO DE 4 AÑOS CONVIVIÓ DÍAS CON LOS CUERPOS DE FAMILIARES ASESINADOS

Los fuertes olores que salían de la vivienda llamaron la atención de los vecinos. La Policía encontró tres cuerpos en descomposición y a un menor con vida.

Niño de tan sólo cuatro años estuvo cinco días solo en una casa de Ciudad Bolívar – en Bogotá, Colombia -, junto a los cuerpos de tres de sus familiares que fueron asesinados.

El niño fue el único sobreviviente a la masacre de su familia que integraban una pareja de adultos y otro niño mayor.

Los investigadores de la Fiscalía y la Policía comenzaron las investigaciones luego de que un grupo de agentes, alertados por vecinos, entraron a la vivienda y encontraron la terrible escena.

Las entradas a la vivienda no estaban forzadas y había rastros de que alguien se encontraba de visita. Los muertos tenían heridas de arma blanca y no se descarta que el asesino sea un conocido del clan familiar.

Al parecer, el pequeño sobrevivió durante varios días alimentándose con restos de arroz que su familia había dejado preparados. El infante se encuentra al cuidado del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar.

TOCA EL TIMBRE, SONRÍE Y ABANDONA A UN NIÑO EN LA PUERTA DE UNA CASA

La intención de la mujer era dejar al niño en casa de su padre, pero se equivocó de puerta y dejó al pequeño solo en el porche de unos desconocidos.

En la Red se han viralizado las imágenes captadas por una cámara de seguridad de una vivienda de la localidad de Spring (Texas, EE.UU.) en las que se muestra cómo una mujer llama al timbre y, sin esperar a que se abra la puerta, corre hacia su vehículo y se marcha, dejando abandonando a un niño de 2 años ante la casa de unos desconocidos, informa ABC News.

Esta grabación ha provocado reacciones de indignación entre los internautas, que criticaron la conducta de la mujer, identificada como Keairra Woods. Inicialmente se pensó que Woods era la madre del pequeño, llamado Royal Prince, pero más tarde se descubrió que simplemente se estaba haciendo cargo del niño mientras su madre estaba en el hospital.

La intención de Woods era dejar al niño en casa de su padre por encargo de la madre, pero se equivocó y tocó el timbre de la casa vecina. En cuanto a su rápida huida del lugar, explicó que aquella noche hacía frío y no llevaba jersey. Los hechos tuvieron lugar el 17 de octubre.

Woods ahora enfrenta cargos por abandono de un menor. En cuanto al niño, los Servicios de Protección Infantil se han hecho cargo de su custodia mientras dura la investigación.

Con información de RT.

 

Crueldad: Estando a 6 grados, bañan a niño en la calle


El pequeño soportó las bajas temperaturas, el momento quedó grabado en un video

Monterrery, Nuevo León.- Un niño de aproximadamente cinco años fue cruelmente castigado por luna mujer. El pequeño fue desnudado y bañado en la calle, pese a que se registraban bajas temperaturas.

De acuerdo con un video que circula en las redes sociales y de acuerdo con el autor del video, el hecho se registró supuestamente fuera de un establecimiento comercial de la zona metropolitana de Monterrey, Nuevo León. El menor fue desvestido mientras que una mujer lo reprendía. Según el usuario el niño suplicaba que no lo bañaran porque tenía frío, ya que el termómetro marcaba seis grados centígrados. Junto al video que colgó en las redes sociales, el usuario indicó que observó el momento cuando pasaba por una de las avenidas de Pueblo Nuevo y decidió grabarlo.

Fuente:(1)